Precios desorbitantes en medio de la nada

Antje Naujoks

Israel ofrece opciones de alojamiento únicas en varios lugares. En Jerusalén, es posible alojarse en albergues juveniles de forma económica. Estos ofrecen impresionantes vistas de los lugares santos, al igual que algunos de los prestigiosos hoteles de la ciudad, donde hay que pagar mucho dinero por un alojamiento de lujo. El Néguev ofrece una gama similar de hospedajes. En esta región vive, siendo la más grande del Estado, tan solo un 10 % de la población israelí. Aquí también podemos encontrar lugares significativos de la Historia; sin embargo, todo se centra en su naturaleza desértica. Es así que muchos jóvenes, acompañados con sus mochilas y sacos de dormir, deciden pasar la noche al aire libre–una experiencia realmente única. También hay lugares un poco más cómodos, todavía en medio de la naturaleza, donde puedes disfrutar de un cielo estrellado, la arena en los zapatos y el balido de los camellos. Este es el caso de algunos khans que ofrecen pernoctaciones en tiendas beduinas, como también en caravanas. En Mitzpé Ramón, uno de los pocos pueblos del Néguev, muchos de sus 6,000 habitantes ofrecen pisos y habitaciones para vacacionar, de carácter urbano y equipados con un jacuzzi con vista al desierto frente a la puerta de entrada. A poca distancia se encuentra el Hotel Beresheet, un alojamiento de lujo que ofrece una vista fascinante al Makthesh Ramón. A diferencia de los centros turísticos urbanos, este es el único hotel de lujo en el Néguev, al menos hasta hace poco. Durante el verano de 2021, mientras Israel negaba la entrada a los turistas y la industria hotelera del país dependía solo del turismo interno, se inauguró en el wadi Aravá el segundo hotel de lujo del Néguev, el Six Senses Shaharut. El anuncio dice: “Shaharut es puro desierto”. Además, subraya que en este hotel podemos “disfrutar de un entorno espartano en medio de un lujo opulento”. Su acogida por parte de los viajeros solo se conocerá cuando el sector hotelero vuelva a la normalidad tras la pandemia.

ContáctenosQuienes somosPrivacidad y seguridad